Hay días en los que tienes la sensación de que todo está conectado y yo ayer tuve uno de esos días. Llevaba tiempo sin ver a dos grandes amigas y quedamos a desayunar en el centro de Madrid para después de tanto tiempo vernos las caras y ponernos al día. (más…)